¿Cómo acabar con los celos?

Pueden ser terribles y terminar arruinando una relación… ¿controlarlos o simplemente no tenerlos? ¿es posible? Creo que todas en algún momento de nuestra vida romántica los hemos experimentado y también los hemos sufrido. Hay quienes dicen que no existe amor si no se sienten. Sin embargo, cuando estos llegan a los extremos son insoportables y altamente dañinos para la relación.

Lo que me sucedió a mí…

La verdad es que me considero una persona poco celosa con mis parejas. Digamos que creo en el espacio propio y en la libertad, siempre que sea con respeto. Por eso no me molestan las amistades cercanas ni que mi novio tenga planes que no me incluyan. Seguramente por esta razón, me es difícil entender cuando el otro comienza a expresar grandes dosis de celos irracionales.

Tenía un novio que alguna vez me llamó expresamente para preguntarme porqué en mi primer día de trabajo había aceptado tantas solicitudes de amigos en el facebook. Al contestarle que en realidad no conocía a todos pero que era una especie de costumbre en la empresa, me dijo: “ya sé de cuántos debo cuidarme”.

En otra ocasión, un viernes le avisé que tendría que trabajar todo el fin de semana, por lo que estaría cautiva en casa; “haz tus planes sin mí por esta vez”, le dije. ¿Cuál fue su reacción? Insistió en acompañarme “mirándome” aún cuando yo estaría totalmente ocupada ante la computadora. Hasta ahora me pregunto si realmente lo hizo por verme o en realidad se cercioraba de que me quedaría trabajando…

El problema con estas actitudes es que generalmente comienzan a avanzar en el tiempo y de repente no tienen límites (al final casi me prohibió ver a mi mejor amigo de años). Es decir, mientras más aceptas, los celos parecen avanzar en el terreno y poco a poco tu contacto con otras personas que tu pareja no conoce, se ve disminuido. Pero a veces somos nosotras mismas las que nos dejamos victimizar con este tipo de sentimiento.

¿A qué responden los celos?

¿Qué pasa por nuestra cabeza cuando sentimos celos? Generalmente, tememos perder a nuestra pareja, nos sentimos de alguna manera amenazados por la situación o por otra persona. Esta reacción puede ser bastante natural, sin embargo, cuando ese sentimiento de amenaza se desborda, es cuando la actitud puede ser agresiva y poco conciliadora.

Entonces, todo se resume en inseguridad. ¡Ojo! A veces no se relaciona con que no confíes en tu pareja, sino en malas experiencias pasadas. Esto es muy común. Si te engañaron (o a tu pareja) probablemente y de forma inconsciente creas que te va a volver a pasar y seas mucho más cuidadosa (y por tanto celosa) de lo que has sido en el pasado.

Por eso es tan importante que antes de comenzar una nueva relación aprendas a limpiarte (superar, olvidar, deshacerte) del daño que puedas haber sufrido en tu relación anterior. Ese dicho de “todos los hombres son iguales” no nos sirve si estamos buscando comenzar una relación sana.

Ahora bien, si necesitamos remontarnos mucho más atrás, los celos también responden a situaciones que hemos vivido en nuestra niñez. A lo mejor tus padres fueron muy críticos o no sentías que te querían lo suficiente. Si este ha sido tu caso, necesitas hacer estos pensamientos muy conscientes para que no los traslades a tus relaciones del presente. Aprende a dejar el pasado en su lugar, ya pasó, cierra las puertas.

Cuando no te sientes bien contigo misma, también puedes experimentar celos extremos. Si estás pensando todo el tiempo en que no eres lo suficientemente bonita, inteligente o interesante, siempre creerás que no mereces verdaderamente el cariño del otro. Si se cruza otra chica en la que ves esas cualidades que tú supuestamente no tienes, también verás en ella un peligro… ¡así es!… celos nuevamente.

¿Qué hacer si sientes celos?

Como ves, los celos pueden responder a diferentes razones. La clave está en encontrar cuál es tu caso. Si responde a inseguridades sobre ti misma, ahora mismo tienes que comenzar a trabajar en tu autoestima. Cada persona tiene su propio encanto.

Date cuenta de que si ese chico está contigo es porque ve muchas cosas en ti que a lo mejor ni tú misma estás valorando. ¿Te encanta tu cabello, tus piernas, tus ojos? ¡Resáltalos! Si te es imposible controlar el tema, tal vez sea momento de que consultes con algún especialista que te ayude a reforzar los pensamientos positivos sobre tu propia imagen.

Si tus celos son heredados de relaciones del pasado (ya sea con tu familia o con ex parejas), dedícate a pensar en eso. Separa un tiempo para pensar en aquello que tanto te dolió, pero aprende a diferenciarlo de lo que estás viviendo en este momento. Cuanto más consciente seas de que estás confundiendo situaciones que no tienen relación entre sí, será más fácil de que lo superes y cambies.

Si es que se trata de estos casos, y que tan solo sea con tu pareja actual con quien estés experimentándolos, analiza si realmente estás exagerando o tienen una causa lógica. En muchos casos, si te sientes insegura de la relación (por diferentes actitudes de él), puede expresarse en celos. Y en ese caso, te recomiendo una conversación franca (y tranquila) para solucionar el tema de fondo que te está molestando antes que te hagas más daño a ti, a él y a la relación en general.

Imágenes: pensarenmujer, marcoantoniogrez, oncetv, superacionpersonal, yomujer

Etiquetas : , , , ,

¿Te gustó? Ahora COMPARTELO en tus Redes Sociales

Artículos relacionados

Acerca del autor

Escrito por Irina Melgar

Mi pasión es escribir, el cine y caminar...!