Qué son las heridas invisibles

Cuando eramos niños, solíamos caernos al jugar y terminábamos con algunas heridas en la piel, pequeños o grandes rasguños que nos dejaban cicatrices o costras, y dependiendo de su profundidad, podrían demorar en sanar o no.

Al igual que en esos tiempos, cuando se es adulto, los conflictos del corazón suelen generar otro tipo de heridas como resultado de una relación fallida que nos da vergüenza contar a nuestros seres queridos, generando dolorosas heridas invisibles.

La causa de ello son a menudo las malas decisiones que tomamos y que con el tiempo se muestran tal como son; como consecuencia preferimos guardarnos nuestro dolor para evitarnos escuchar las palabras de reproche de los demás, que nos advertían lo que se nos venía.

Cuando hemos porfiado por estar con un muchacho que nos dijeron que no nos convenía, o cuando descubrimos que nuestro príncipe azul estaba casado, pero no quisimos dejarlo, terminamos por hacernos heridas invisibles, pues no podemos compartir nuestro dolor con los seres que nos aman por miedo al que dirán.

Pero no solo las malas decisiones nos crean estas heridas, también las situaciones de desengaño nos dejan al aire y con la vergüenza a cuestas. Así ocurre a veces que tenemos todo un plan a futuro con nuestra pareja, con matrimonio incluido, y de repente cambia todo, dejándonos sin sueños y sin honor.

Recuerdo el caso de una amiga que celebraba a lo grande su próximo matrimonio; lo dejó todo para casarse con su príncipe azul en otro país. Seis meses después, ella retornó al país en silencio, triste porque había fracasado al casarse con su novio por Internet.

Sin embargo, el hecho de ser víctimas no es las única causa de heridas invisibles; también quienes se enamoran de otras personas estando comprometidas con otras, no saben cómo poner término a su sufrimiento, pues por miedo a las críticas prefieren no desahogarse.

Sea cual sea tu caso, debes saber que la mejor manera de superar esto es enfrentando la situación y asumiendo las decisiones tomadas. Aunque sea doloroso, es la única forma de conseguir crecer y hacer cicatrizar la herida.

Fuente: TodaMujerEsBella.

Imagen: Temipro.

¿Te gustó? Ahora COMPARTELO en tus Redes Sociales

Artículos relacionados

Acerca del autor

Escrito por Lidia Caparachin

Soy comunicadora social, apasionada del cine, el teatro y la música; me encanta viajar, los helados de fruta y las series policiales.

68 Comentarios Dejar un comentario ›

  • kaneko
    4 diciembre 2010

    Despues de 4 años de relacion solo tengo buenos recuerdos del 1º año fue maravilloso. Los siguientes han sido todo un sufrimiento, de engaños, mentiras e infidelidades. Solo me he dedicado a enseñarle q no esta bien lo q hacia cuendo despues de hacerme daño volvia a mi lado pidiendo perdon y luego volvia hacer lo mismo. Hasta quedarme atrapada los restantes años y el siguiendo con su mismo circulo de siempre. Deja mucha herdida y me cuesta quitarmelo de la cabeza, pero se que no quiero sufris mas. No puedo evitar reprocharle el daño y las mentiras q hasta ahora sigue haciendome. Temo que mis heridas no desaparezcan nunca, para poder volver a ser feliz denuevo sin el. No se como romper con todo esto.¨No tenia q a verle perdonado la 1º vez… Nada de esto hubiera pasado.